Donde ni el anarquismo escapa a la supeditación al sistema

La estrategia del sistema para regenerarse asimismo
La estrategia del sistema para regenerarse asimismo

El bancarismo como el sistema que se regenera asimismo

La alternativa al vigente orden económico-financiero y político mundial pasa por la deconstrucción de las estructuras materiales sobre las que históricamente se han edificado nuestra forma de organización social, la Banca como estructura financiera y el Estado como estructura geopolítica.

No se trata de reformar lo establecido, sino de entresacar los cimientos que subyacen en ambas estructuras materiales a través de un ejercicio de indagación que nos permita llegar a lo más básico tanto de la organización político-administrativa del Estado como de la estructura económica-financiera de la Banca.

En el Estado encontramos al ayuntamiento o sus equivalentes administrativos dependiendo de la sociedad de la que hablemos, y en otras a las comunidades tribales de nivel local.

Y en lo que se refiere a la Banca encontramos la necesidad de contar con una institución que haga de depositaria y custodia de los recursos financieros.

A partir de esta deconstrucción concebimos esos aspectos esenciales y los unificamos en una sola estructura, de tal modo que Banca y Estado desparecen de la historia permitiendo con ello el germinar de una nueva forma de organización social. El ayuntamiento o equivalentes, o la comunidad tribal, se organizan de forma en que ellos mismos se constituyen a la vez en institución política y en institución financiera, de tal modo que todos los recursos financieros se depositan y controlan desde el nivel local, para posteriormente comunitarizarse con la finalidad de generar redes comunes de interdependencia mutua.

La implementación de la nueva estructura embrionaria político-financiera surgida de la deconstrucción de la Banca y el Estado debe edificarse sobre la premisa de que se deben articular todos los mecanismos legales necesarios que impidan tanto la acumulación de riqueza en manos privadas como la circulación mundial descontrolada de capitales.

Unificando por lo esencial de la Banca y el Estado es como se logra la superación del marco financiero y geopolítico dominante, haciendo innecesario unas y otras estructuras materiales que históricamente han condicionado las pulsiones humanas manifestadas. La deconstrucción del orden bancario público y privado va pues en paralelo al de la deconstrucción del orden geopolítico basado en los estados. Se genera así una nueva estructura que va a posibilitar edificar dejando al margen los nefastos parámetros establecidos por el Estado y la Banca.

Estas nuevas estructuras político-financieras no tendrían por qué corresponderse con las actuales estructuras municipales o similares, pues podrían variar su tamaño en base a las premisas de favorecer la máxima cercanía al ciudadano y el espíritu de cooperación entre todas ellas. El concepto de desarrollo y justicia social habría de tener como referencia el marco de la comunidad a nivel local.

La finalidad es posibilitar un nuevo marco político-financiero donde sea viable fomentar un nuevo espíritu económico basado en la cooperación entre las diferentes comunidades humanas, y no en la competencia salvaje al servicio del corrupto poder financiero dominante, de tal manera que la economía del enriquecimiento material ilimitado fuese sustituida por la economía de la cooperación solidaria.

La deshumanización del orden establecido es el reflejo de nuestra propia codicia que encuentra su materialización en el posibilismo político-financiero vigente, y lo que siempre permanece inmutable en ese orden es el bancarismo que lo preside.

En este sentido, el pensamiento anarquista que proclama la superación del Estado como forma de organización social, aboga a su vez por la construcción de bancos que llaman “del pueblo”, desvelándose de este modo como una ideología al servicio del mismo sistema al que dicen combatir. La estrategia de los ideólogos del sistema es concebir al anarquismo en los límites de este, pero en sus límites interiores, pudiendo simular de esta manera que el anarquismo es una ideología antisistema a la que pueden acogerse aquellas personas cuya conciencia les haga aborrecer de las injusticas del poder establecido. Pero los anarquistas son tan bancaristas como los brokers de Wall Street..

El sistema imperial que domina el mundo es el bancarismo, y este se diseña mentalmente como el Ave Fénix. Si los disconformes del sistema se anarquizan..al final acaban fundando “bancos del pueblo” en su anarquismo..y vuelta a lo mismo.

Aparentemente el anarquismo es como la entropía en astrofísica, una cantidad de energía que dentro de un sistema termodinámico no es susceptible de sufrir transformación alguna, por lo que permanece en estado caótico sin poder originar cuerpo celeste alguno ni fuerzas de ningún tipo, estado que astrofísicamente se considera irreversible.

Esta apreciación lo ilustra la famosa analogía del reloj de arena, donde este tiene una cavidad superior y otra inferior que es la que está llena de arena. Al invertirlo comienza el proceso del sistema, pues la arena comienza a caer desde la cavidad superior, por lo que en ese momento está sufriendo transformaciones, pero al ir a caer en la cavidad inferior la arena se convierte en entropía, pues se convierte en inútil.

Se supone que el reloj no vuelve ya a volterase..pero aquí está la estrategia de los diseñadores del sistema, el bancarismo, que consiguen que los anarquistas vuelvan a voltear el reloj de arena cuando comienzan a fundar sus “bancos del pueblo”..

Si se consolidan estructuras financieras independientes, ya sean privadas o públicas, por encima de las del ámbito local unificadas con las estructuras políticas de igual ámbito, el bancarismo resurgirá como el Ave Fénix..

De este modo es como el sistema se regenera asimismo..ocultando al bancarismo tanto en su vertiente pública como privada como el fundamento de su poder..

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s